comida de marruecos
Deliciosa y económica comida de venta callejera en Marruecos
Foto cortesía de Alkan Chaglar - Flickr.com

Los precios de la comida varían por muchos motivos, uno de ellos es el desarrollo agrícola de un país, que justifica el valor de la comida, relacionado con el salario de sus habitantes. Por ello cabe aclarar que una persona de Europa encontrará comida muy económica en destinos de Sudamérica y Asia, ya que se está acostumbrada a pagar más por alimentos naturales, que en algunos países de dicho continente no son muy comunes.

Los destinos que veremos a continuación, son solamente una muestra de que es posible comer barato, se trata de países que debemos marcar en el mapa de nuestras próximas visitas, solo para ir a comer!. Por ello, además de conocer la riqueza cultural de tales zonas, la comodidad de sus precios te permitirá disfrutar de muchos de sus platos, productos, y bebidas, para abarcar a fondo el concepto de su gastronomía.

Marruecos

Marruecos es un destino barato desde cualquier punto de vista. Pero en el tema de la gastronomía, hay que decir que la riqueza y variedad de sus platos hacen de la visita un paseo inigualable.

Una de las grandes virtudes de la cocina marroquí es que tiene influencia de culturas como las de Medio Oriente, Mediterráneo, África y Berebere. Aquí, la facilidad de cocción se acompaña con creatividad, y resulta en una muestra de sabores y gustos, capaces de conquistar hasta los paladares más selectos.

El precio de cada plato de mediodía puede variar entre los 7 y 9 USD por persona, también es posible encontrar menús un poco más costosos que dependerán siempre del lugar y el tipo de comida. Si se come en los lugares menos turísticos, los precios pueden llegar a bajar mucho más.

Bolivia

Si existe un lugar donde la comida es totalmente natural, familiar y muy trabajada, ese lugar es Bolivia, un país con una riqueza infinita de sabores, en el que es posible sacarle partido a las frutas, arroces y carnes, todo preparado de una manera única e increíble. Cabe recordar que la comida boliviana es una comida de montaña en la que la patata, la yuca y demás tubérculos, no pueden faltar.

Los mercados allí son simplemente museos de colores, gracias a la variedad de frutas y verduras que se pueden degustar. Además, las sopas son uno de sus fuertes. Deberás saber que el picante es fundamental para los bolivianos, y se convierte en toda una adicción, ya que está preparado a base de picantes naturales, mezclados con cebolla y cilantro, que sin darte cuenta, te van invitando a comer más y más.

Los precios de una comida en Bolivia son muy variados, ya que se venden pequeñas comidas en la calle. Una de ellas es el conocido trancapecho, un sándwich que cuenta con una serie de ingredientes, todos ellos naturales y exquisitos. El menú completo esta compuesto por una sopa y un segundo plato más la bebida y tiene un coste de 7 bolivianos, que son ni más ni menos que 70 céntimos de dólar.

Hemos escogido estos dos destinos pese a que están ubicados muy lejos el uno del otro y tienen culturas diferentes. El primero ofrece una inmensa variedad de productos, sabores y mezclas para degustar; y el segundo, propone increíbles precios.

Puntaje: 
Su voto: Ninguno Promedio: 4 (1 vote)