Cataratas del Niagara
Cataratas del Niagara - Ontario, Canadá

Existen muchísimas y bellísimas cataratas, más altas, más anchas, más caudalosas, más escondidas o más accesibles, pero todas ellas tienen en común la calificación de maravillas.

El Salto del Angel, por agua, tierra o aire

Con sus 1.002 metros el Salto del Angel es la catarata más alta del mundo. Alimentada por las aguas del río Churúny está situada en el Parque Nacional Canaima en el estado venezolano de Bolivar. Este parque fue creado el 12 de junio de 1962 y el mismo día, pero del año 1994, la UNESCO lo declaró Patrimonio de la Humanidad.

El puerto Ucaima es el punto de partida para quienes decidan llegar navegando durante unas tres horas por el río Carrao y el río Churun. Luego de estas tres horas, más una hora de caminata el premio a tan larga travesía se llama mirador del Salto del Angel.

Hasta los más aventureros deberían elegir el camino terrestre durante el cual podrán acampar y disfrutar con más calma de la impresionante belleza natural que el parque ofrece; eso si, es necesario estar en buen estado fisco, pues la caminata demanda varias horas.

Finalmente, para los que no cuentan con mucho tiempo ni energía, la mejor opción es la aérea, ya sea en avioneta o helicóptero para contemplar desde las alturas la majestuosidad de estas aguas cayendo gráciles sobre las rocas.

No importa ni la ruta o el medio de transporte que utilicen para llegar, el resultado será el mismo, poder apreciar una de las tantas maravillas de la naturaleza

Victoria, las cataratas africanas con nombre de reina inglesa

Ubicadas en la frontera entre Zambia y Zimbabwe, su enorme caudal es alimentado por el río Zambeze. Con sus 1.700 metros de anchura y casi 110 metros de caída su extraordinario espectáculo aumenta debido a la caprichosa forma del abismo que es su lecho.

Compartidas por dos países las cataratasVictoria forman parte de dos grandes parques nacionales, el Parque Nacional de Mosi-oa-Tunya en Zambia y el Parque Nacional de las Cataratas Victoria en Zimbabwe. En 1989 fueron declaradas Patrimonio de la Humanidad por la UNESCO y a partir del presente 2010 estarán integradas al Área de Conservación Kavango-Zambeze.

Iguazú, donde el agua habla con nombre indígena

En América del Sur, muy próximas a las fronteras entre Argentina, Brasil y Paraguay y exactamente en el parque nacional del mismo nombre, nos aguardan las cataratas del Iguazú. Aproximadamente un millón de turistas llegan cada año para contemplar las incalculables toneladas de agua que caen desde sus 70 m de altura. El Parque Iguazú, creado en 1934, se extiende por 67.000 Has, en las que la naturaleza se mueve constantemente.

Cataratas del Niagara... un icono de la America del Norte

Compartidas por los Estados Unidos y Canada, se presentan impresionantes las cataratas del Niágara. El río Niágara, alimentado por 4 grandes lagos da poder a sus 52 m de caída, una de las más violentas que se pueden encontrar en el continente, además del poderoso caudal de agua que entrega.

Año a año millones de turistas llegan expresamente a contemplarlas para disfrutar del majestuoso espectáculo que ofrecen. Por la noche su belleza es más impactante aún debido a la iluminacion artificial que resalta el volumen y tranparencia de sus aguas.

La Cueva de los Vientos, del lado estadounidense, lleva a los turistas a un punto debajo de la caída de agua llamada Velo de Novia y desde el borde canadiense, en el Parque Reina Victoria las plataformas instaladas permiten obtener una espectacular vista a las cataratas de ambas fronteras. Es también muy impactante la vista ilusoria que se puede obtener desde el observatorio, en el cual uno parece estar debajo de la catarata.

Espectaculares, maravillosas, inolvidables, en fin no hay adjetivos suficientes para calificar estas maravillas de la naturaleza que sin duda son de los destinos turisticos más exoticos de nuestro planeta.

Puntaje: 
Su voto: Ninguno Promedio: 5 (1 vote)