Kioto
Kioto

Japón es uno de los países más desarrollados del mundo, con una amplia oferta de hoteles y muy buena red de transportes, aunque los vuelos internos y los taxis son caros, lo mejor es moverse en metro por las ciudades. Para moverse en tren, Japón tiene la más lujosa, puntual y moderna red ferroviaria del mundo. Tampoco es complicado usar el autobús o el tranvía, pero hay que estar más atento a las estaciones.

Japón es un país con casi cuatro mil islas. Los lugares más importantes para visitar podrían ser Tokio, Shinjuku, Shibuya o Kioto.

Tokio es la ciudad del futuro, se necesitan varios días para conocerla a fondo. En ella se pueden encontrar desde restaurantes con los lujos más exóticos que en Occidente son prácticamente impensables, hasta lugares muy similares a las capitales más emblemáticas del otro lado del mundo, como Nueva York o París. Shibuya es el barrio de Tokio para jóvenes con compras de todo tipo, sobre todo moda, hay espectáculos de jóvenes disfrazados de ghots, vampiros, restaurantes idóneos para los amantes de las tribus urbanas, cafés, etcétera.

La Torre de Tokio es la obra arquitectónica japonesa más conocida y uno de los lugares más frecuentados por los turistas. Tiene una altura total de 332,6 metros, y se trata de un símbolo del renacimiento del país como potencia económica mundial. Se encuentra en Minako-Ku. Su diseño está basado en el de la Torre Eiffel de París, y la construcción se finalizó en 1958.

Hoy en día, su función principal es la de servir como antena de transmisión de señales analógicas, y desde 2003 transmite en digital para el área de Kanto, la isla más grande del Japón.

Si se quiere disfrutar de naturaleza y dejar la ciudad, hay que visitar el Valle de Shokawa o Takayama. Para desconectar también de la ciudad la isla de Kyushu, la caldera volcánica de Aso-San.

Otra ciudad moderna es Osaka, con miles de restaurantes en donde se puede disfrutar de gastronomía típicamente asiática, además de locales nocturnos y tiendas.

Shinjuku y Kabukicho son dos ciudades llenas de tiendas, restaurantes y enormes rascacielos.
Kyoto es la ciudad de los templos, suele ser destino preferente entre los turistas que también se dirigen a Hiroshima y Nagasaki, por sus museos e historia.

Los hoteles de Japón de estilo típico suelen combinar lo mejor de las tradiciones asiáticas con toques occidentales. Podemos encontrarnos con los Ryokan, cuyas habitaciones se componen de un piso de esteras (tatami), baños termales colectivos, jardines y cocina sofisticada con platos típicos. La tarifa asciende desde los 6000 a los 30.000 yenes por persona, unos 60 a 300 dólares.

También están los Minshuku, de estilo típicamente japonés. Suelen ser de gestión familiar y a menudo incluyen 1 o 2 comidas en el precio. La tarifa ronda los 60 a 400 dólares por persona.

Los hoteles de estilo occidental se encuentran en las principales ciudades, y las tarifas

No hay que olvidarse de visitar uno de los numerosos Onsen o baños de aguas termales, los hay de muchos tipos y categorías, desde pequeñas piscinas de agua caliente hasta grandes paraísos. Todo depende del presupuesto. Y para comer platos básicos, se puede optar por Yakitori, uno de los típicos; se trata de pollo o verduras a la brasa. También el Sushi, que es pescado crudo envuelto en arroz nigiri-sushi. O el famoso y tradicional maki-sushi, también pescado envuelto en algas.

Puntaje: 
Sin votos aún