Viñedo Salentein, Mendoza, Argentina
Viñedo Salentein, Mendoza, Argentina
Foto de longhorndave - Flickr.com

La tradición vinícola argentina se remonta a la época de la conquista, un momento histórico que permitió conocer y aprovechar lo que podría denominarse el mejor vino de América Latina.

Las bodegas de Mendoza son encantadoras atracciones de Argentina, por ello cuando se habla de la Ruta del Vino, se habla de conocer las mejores cualidad de los vinos, descubriendo la diferencia entre los vinos jóvenes y aquellos de primera calidad.

Porqué hacer la Ruta del Vino

La Ruta del Vino es un paseo que un turista no puede dejar pasar en su visita a Mendoza, pues el 65% de los vinos argentinos son producidos allí. En dicha provincia argentina es posible encontrarse con tours que pasan por las principales regiones vinícolas, significando un acercamiento que permite diferenciar la calidad y textura del vino, dependiendo de su zona de producción.

El tour cuenta con un paseo por los viñedos, que permite conocer cada uno de los procesos de producción y degustar las mejores marcas.

La Ruta del Vino

Existen varios tipos de rutas, la más importante de ellas está planteada para un día de excursión en el que además de conocer las principales bodegas, es posible disfrutar de un magnífico almuerzo que presenta lo mejor de la gastronomía argentina, acompañado,
por supuesto, de un vino de primera calidad. Como parte de la gastronomía regional cabe
destacar el asado de carne, postres caseros de la región y gran variedad de ensaladas.

El paisaje que se puede divisar en la ruta del vino es tan atractivo y encantador, que incluso la National Geographic lo ha definido como uno de los lugares que más atractivos de América Latina, debido a que enseña claramente los movimientos históricos del nuevo
continente.

Evidentemente, el paisaje no es grato por sí solo, pues ha sido acompañado por el espíritu de crecimiento de su gente, quienes han sabido aprovechar sus recursos para lograr un
interesante desarrollo económico.

La fertilidad de las tierras de Mendoza, y la amplitud térmica, han permitido concentrar más del 60% de las uvas para la creación de vino. Esto favoreció la existencia de más de 1.200 bodegas en el país.

Otras actividades

En la visita a Mendoza no solamente se pueden conocer y disfrutar los auténticos sabores del vino argentino, sino además es posible practicar deportes de montaña. Como dato interesante cabe destacar que justo en la frontera entre Chile y Argentina, es posible encontrarse con la montaña más grande de América Latina: la famosa Cordillera de los Andes.

Variedad vinícola

Entre las diferentes clases de vinos se encuentran:

  • Los que se preparan a base de las uvas de color blanco como son: el Chenin, Riesling, Sauvignon y Chardonay
  • Los que se preparan a base de uvas negras como son: el Bonarda, Pinot y Syrah

Cabe destacar que Mendoza, al igual que Napa Valley, San Francisco, Melbourne y Bilbao, es una de las capitales donde se produce el mejor vino del mundo.

Puntaje: 
Sin votos aún